|

10 consejos para comer sano en la U

Cuando entrás a la U, entre falta de dinero y falta de tiempo, podés caer rápidamente en un proceso de mala alimentación que te roba energía, afecta tu cuerpo y te puede traer problemas a largo plazo.

¿Qué tal si para mantenerte en forma y con una excelente salud, seguís estos consejos para comer sano mientras estás en la U?

  1. Empezá el día con un buen desayuno; esta es la base de toda alimentación saludable. Si tenés una clase a primera hora, podés desayunar ligero en casa y tomar un segundo desayuno en el recreo o tras concluir las lecciones.
  2. Buscá opciones saludables para el almuerzo. Los casados son ideales, porque no son muy caros y tienen todos los nutrientes que necesitás: carne, vegetales y granos. Tratá de equilibrar tu plato para que no sean los granos lo que más abunde.
  3. Una vez por semana, prepará un sandwich en casa con pan integral, jamón de pavo o pollo, queso blanco, vegetales y mostaza. Con esto comés sano, ahorrás un poco de dinero y podés tomar más tiempo porque no tenés que ir a buscar un lugar donde almorzar.
  4. Cuando elijás una bebida, preferí agua o alguna bebida natural sin azúcar. Las gaseosas y jugos azucarados usualmente tienen gran cantidad de preservantes y aportan calorías que tu cuerpo no necesita.
  5. Para las meriendas, preferí yogurt, fruta, galletas bajas en calorías o barras energéticas.
  6. Moderate con los dulces y las bebidas energéticas, en especial si las consumís antes o durante las lecciones. Si bien estos productos te dan un repentino golpe de energía, de igual forman traen después un “bajón”, por lo cual resultan bastante contraproducentes.
  7. Si tenés que acostarte tarde o estudiar de madrugada, podés probar un té y una galleta de bajas calorías. Lo ideal es que podás organizarte para no tener que hacer estos desarreglos con tu horario.
  8. La mayoría de productos industriales empaquetados tienen mucha grasa e ingredientes artificiales. Es bueno que elijás las opciones más saludables como palitos de ajonjolí o galletas de avena con poca grasa. Todo tipo de snacks fritos de maíz son poco compatibles con la alimentación sana.
  9. Traé fruta de casa empacada o en un recipiente, preferiblemente de vidrio.
  10. Mantenete siempre activo, haciendo ejercicio. Treinta minutos de caminata diaria son suficientes si sentís que no te da tiempo para más.

¿Nos ayudás a aumentar esta lista con otros consejos?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *