|

¿Cómo hacer un buen currículo?

Es muy posible que las primeras personas que te contraten al salir de la U, o mientras estudiás, no estén buscando a alguien con mucha experiencia. Van a pedirte un currículo, pero no van a esperar que tengás mucho que contar. Aunque esto sea cierto, hay algunas cosas que podés hacer para presentar un currículo que convenza a tu futuro jefe de que sos diferente.

Sobre el diseño gráfico. La primera es NO volverse loco con el formato y la tipografía. Es cierto que uno puede tomar riesgos con el formato, pero cuando sos estudiante, es más importante transmitir la impresión de que entendés la seriedad del trabajo y que podés cumplir con los requisitos básicos del mundo laboral. De hecho, muchos gerentes descartan cualquier currículo que muestre demasiados elementos de diseño porque les sugieren que las personas que los envían son inmaduras, se creen demasiado importantes o están intentando camuflar con diseño las faltas en su experiencia profesional. Tené en mente que tienen mil currículos que ver y necesitan ver la información rapidamente. Tal vez no sea el momento de escribir tu currículo con la tipografía de Black Sabbath. Recordá además que el currículo puede ser enviado por correo, y que tiene que sobrevivir que lo abran y lean directamente en pantalla o con una versión diferente de Word, que podría cambiar los márgenes o diagramación. Para esto, es buena idea enviarlo en PDF.

¿Qué poner si no tenés mucha experiencia? Una buena idea es redactar el currículo por competencias. Es un currículo en el que anotás tus fortalezas, aún aquellas que no tienen que ver con trabajo. Podés incluir habilidades, participación en grupos de jóvenes, voluntariados, etc. Cualquier trabajo temporal puede incluirse, resaltando los logros que tuviste, como completar algún proyecto para la empresa, rediseñar su sistema de almacenar la información o dirigir a un grupo de personas haciendo algo. En un próximo artículo te explicaremos detalladamente cómo se hace un currículo por competencias.

Nunca mintás en tu currículo. Aún si no tenés ninguna experiencia, ciertas habilidades personales pueden significar mucho para tu nuevo jefe. Tener un blog o un número extraordinario de seguidores en las redes sociales son habilidades muy valiosas en el mercado laboral y demuestran tu capacidad de compromiso y comprensión de la dinámica social en los medios digitales.

Pero no tratés de llenarlo con cosas inventadas o exageradas para hacerlo de un largo aceptable. En primer lugar, un currículo debe ser de dos páginas o menos, generalmente de una. En segundo lugar, sólo debe transmitir hechos confirmables que le dejen claro a la empresa que tenés cualidades o experiencias que podrían serles útiles. De fijo la persona que lo lea va a saber cuando solo estás agregando relleno.

Te deseamos mucha suerte en la creación de tu currículo. Si tenés dudas sobre el tema, comentalas aquí. Te las responderemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *